Día de la Candelaria; covid pegó también a los tamaleros

Día de la Candelaria; covid pegó también a los tamaleros

En Huerto Roma Verde se desarrolla la Feria del Tamal y Atole, donde se entra con una reservación previa y se mantienen todas las medidas de sanidad y sana distancia; hoy será su último día. Fotos: Eduardo Jiménez

CIUDAD DE MÉXICO.

La pandemia por covid-19 y las medidas de sana distancia disminuyeron drásticamente los pedidos de tamales para la celebración del Día de la Candelaria.

Tamaleras y tamaleros indicaron que la cancelación de reuniones familiares para prevenir contagios de covid han provocado que los pedidos se reduzcan hasta 85 por ciento.

Ya para estas fechas tenía pedidos por más de mil tamales. Ahorita la gente no se quiere reunir y apenas llevo dos pedidos, uno de cien y otro de 50 tamales”, relató América Sánchez, una tamalera en la alcaldía de Tlalpan.

Sánchez indicó que uno de sus grandes clientes eran las escuelas que acostumbraban a hacer convivios entre los niños.

El año pasado una escuela me pidió 600 tamales para el convivio de los niños, pero este año no hubo clases”, lamentó.

La pandemia de covid no sólo mermó las solicitudes de tamales, sino también la capacidad de los tamaleros para producir porque algunos padecen contagios entre sus familiares.

La verdad no estamos tomando muchos pedidos porque tenemos familiares contagiados de covid y nosotros somos los únicos que los estamos cuidando, no queremos quedar mal a los clientes”, dijo Roberto López, un tamalero en la alcaldía de Magdalena Contreras.

Los vendedores indicaron que, todavía hoy, podrán tomar pedidos porque necesitan un día para abastecerse de ingredientes y solicitar la masa especial tamalera.

 

La baja solicitud de tamales ante la falta de reuniones y festejos ha mermado en los bolsillos de los tamaleros y las tamaleras.

 

FERIA CON #DISTANCIAVIVIR

A pesar de que el panorama luce desalentador, algunas personas han sacado provecho de las actividades al aire libre, como Adelitas empresarias, una firma conformada por mujeres de Tlaxcala que organizaron una feria del tamal y atole en Huerto Roma Verde, en la colonia Roma, un lugar al aire libre donde se garantiza la sana distancia.

Para poder ingresar es necesario reservar un lugar a través de un código y el tiempo de estancia máximo es de 50 minutos.

Para evitar contagios, se pide llevar recipientes y cubiertos propios para colocar y degustar los tamales y el atole.  También tienen servicio para llevar.

Para registrarse se debe ingresar a turnosconqr.com/adelitasempresarias y elegir el horario de visita.

 

La Casa del Niño Dios Uribe se ha hecho famosa por sus niños covid, a quienes viste con cubrebocas y careta; también hay doctores. Foto: Cuartoscuro

 

CASAS DE NIÑOS DIOS ESTÁN EN CRISIS

La tradición de vestir o comprar accesorios para niños Dios se ha visto empañada por las restricciones en la apertura de comercios en la Ciudad de México, debido a la pandemia por covid-19.

Para Felipe Garrido Jiménez, encargado de tiendas de la Casa del Niño Dios Uribe, las bajas ventas han generado que las tiendas dedicadas a los accesorios para el Día de la Candelaria estén cerrando.

Estamos bastante bajos, tenemos un promedio de 35-40 por ciento de ventas, lo que se traduce en una de las temporadas más difíciles para todos porque se ha complicado la situación, pero tenemos que seguir trabajando”, explicó Felipe, quien ofrece niños Dios vestidos de doctores y enfermeros, todos con cubrebocas.

Con una vigilancia audaz, las cortinas a medio abrir y comunicación vía radio, este comercio establecido así como aquellos ubicados en la calle de Talavera, en el Centro Histórico, han logrado vender sus productos.

Ante este escenario, los comerciantes del pasaje del Niño Dios han propuesto retrasar la fiesta al 30 de abril, que será el Día del Niño y del niño Dios. 

-Raúl Flores

Source link

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*